CCTV

El Circuito Cerrado de Televisión o su acrónimo CCTV, que viene del inglés: Closed Circuit Television, es una tecnología de vídeovigilancia visual diseñada para supervisar una diversidad de ambientes y actividades.

Se le denomina circuito cerrado ya que, al contrario de lo que pasa con la difusión, todos sus componentes están enlazados. Además, a diferencia de la televisión convencional, este es un sistema pensado para un número limitado de espectadores.

El circuito puede estar compuesto, simplemente, por una o más cámaras de vigilancia conectadas a uno o más monitores o televisores, que reproducen las imágenes capturadas por las cámaras. Aunque, para mejorar el sistema, se suelen conectar directamente o enlazar por red otros componentes como vídeos u ordenadores.

Las cámaras pueden estar sostenidas por una persona, aunque normalmente se encuentran fijas en un lugar determinado. En un sistema moderno las cámaras que se utilizan pueden estar controladas remotamente desde una sala de control, donde se puede configurar su panorámica, inclinación y zoom.

Estos sistemas incluyen visión nocturna, operaciones asistidas por ordenador y detección de movimento, que facilita al sistema ponerse en estado de alerta cuando algo se mueve delante de las cámaras. La claridad de las imágenes debe ser excelente, ya que se puede transformar de niveles oscuros a claros, otorgándole a nuestros clientes el máximo nivel de confianza.

La función de un detector de movimiento es la de detectar cualquier cosa o persona en movimiento. Se encuentran, generalmente, en sistemas de seguridad o en circuitos cerrados de televisión.

El sistema puede estar compuesto, simplemente, por una cámara de vigilancia conectada a un ordenador, que se encarga de generar una señal de alarma o poner el sistema en estado de alerta cuando algo se mueve delante de la cámara. Además, con el detector de movimiento se maximiza el espacio de grabación, grabando solamente cuando se detecta movimiento.
•    Cámaras
Proyectamos y configuramos la instalación de CCTV más acorde con sus necesidades:
–    Cámaras fijas o domos con movimiento
–    Equipos con zoom óptico de hasta 22x y zoom electrónico de 10x
–    Color o Monocromo, con conmutación automática
–    Equipos con visión nocturna e infrarrojos
–    Cámaras con autoenfoque y estabilizador automático de imagen
–    Sistemas conectados a internet para supervisión remota
•    Grabadores
El videograbador es el núcleo del sistema de videovigilancia ya que en él se almacena toda la información recogida durante el tiempo de vigilancia. Actualmente, los mecanismos de  compresión de imagen han hecho que estos dispositivos sean capaces de almacenar muchas horas de grabación.

Kit camaras CCTV

kit-camaras